Dime qué color te pones y te diré qué necesita tu alma

Muchos de los actos que realizamos a diario tienen un cariz inconsciente. Es como si al levantarnos encendiéramos el piloto automático para evitar pensar demasiado en el sentido de nuestros movimientos. La ropa que nos calzamos todos los días, en la mayoría de los casos, la elegimos atraídos por una fuerza magnética inconsciente, que nos lleva a escoger tal o cual prenda en función de unas necesidades internas.

Si conocemos el simbolismo de cada color, resultará más fácil comprender lo que demanda nuestra alma. Cuando lo sepamos, deberemos actuar en consecuencia y procurar darle lo que nos pide.

Los colores son los catalizadores en la tierra de la energía que proviene de los planetas, de este modo, cuando queremos utilizar la fuerza de uno de estos astros, debemos calzarnos una prenda que lleve su color. Cada situación en la vida requiere de un empuje y de una fuerza determinada para ser superada. Si conocemos la naturaleza de esta energía, resultará más sencillo conseguir que las cosas funcionen. Los colores constituyen un verdadero talismán y es por ello que deberíamos tenerlos en cuenta a la hora de mejorar nuestras relaciones humanas y nuestras circunstancias.

El negro: el negro es una de las tonalidades más utilizadas en nuestra sociedad. Ello es debido, en primer lugar, a que la persona que lo lleva se siente más delgada, realza más su figura. La razón principal es que el negro es el color de Saturno, el planeta de las restricciones, de las normas y del control. De este modo, una persona que necesite un poco de orden en su vida, deberá ponerse una prenda de color negro. Pero cuidado con abusar demasiado de él, ya que también es el color preferido de las personas que pasan por estados depresivos. El negro resulta útil para aquellos que pretenden pasar desapercibidos, para los famosos que están siempre en el candelero, porque les ayudará a confundirse con el terreno, a ser menos protagonistas. Un buen equilibrio lo formará la combinación de una pieza negra con una blanca, porque ayudarán a equilibrar nuestra energía.

El violeta: éste es el color que les gusta llevar a aquellas personas que suelen ponerse al servicio de los demás, a los que están dispuestos a servir en una ONG, o a los que orientan su vida según parámetros espirituales. El violeta corresponde al planeta Júpiter (por la parte de Piscis) y posee su magnanimidad. En cierto modo representa la desaparición de los deseos individuales para fundirse en los colectivos. Siguiendo esta argumentación, diremos que es apropiado utilizar prendas de color violeta cuando buscamos la colaboración de los demás en nuestro proyecto, cuando necesitamos apoyos. También es adecuado para las personas que quieren retirarse del mundanal ruido, para los que desean encontrarse a sí mismos, relajarse y meditar. Un exceso de violeta en el vestir podría llevarnos a un excesivo desenganche de la realidad. Para encontrar el equilibrio con el violeta, deberemos calzarnos una prenda de color marrón.

El rojo: Este color es el que personifica con más exactitud los atributos del planeta Marte. Por un lado representa la fuerza, la energía, el impulso inicial. De este modo una persona que tenga necesidad de energía para enfrentarse a cualquier situación, deberá ponerse una prenda de color rojo. También le conferirá valentía y ganas de arriesgarse. La otra vertiente del rojo es la de la pasión, la de la excitación de los sentidos, esta es la razón por la cual el rojo es un color muy usual en las prendas íntimas. Así, para levantar el ánimo de la pareja, luzcamos un rojo carmín. La parte negativa de este color es la excitación y un exceso de rojo en el vestir puede llevarnos a discutir sin control. Para equilibrar una prenda roja, beberíamos ponernos una amarilla pálida.

El azul: es el color de la alegría, de la bondad, del buen humor y el entusiasmo. Así, cuando nos encontramos un poco apáticos, pongámonos una prenda de color azul. Como es el segundo color de regencia de Júpiter (por la parte de Sagitario), también representará el poder, la capacidad para asumir responsabilidades, de ahí que a menudo los ejecutivos se vistan de azul (el color principal de los trajes). Por otro lado, cuando queramos solucionar problemas, calcémonos algo azul y lo veremos todo mucho más claro. Para equilibrar el azul deberemos utilizar el gris.

El Amarillo: Cuando necesitemos calmarnos o reducir el estrés en una situación determinada, pongámonos una prenda de color amarillo, nos ayudará a ver las cosas desde un punto de vista más conciliador. Las infusiones calmantes suelen ser de un tono amarillento. Un pijama amarillo ayudará a conciliar el sueño de una forma más placentera. Este color representa el planeta Venus y como tal resultará muy útil para los rituales del amor, para la seducción. Así, cuando tengamos una conquista amorosa a la vista, utilicemos el amarillo.

El Verde: éste es el color de la fecundidad, lo cual significa que llevar una prenda de este color nos ayudará a conseguir que nuestros proyectos puedan plasmarse en la realidad. También activa la imaginación y nos catapulta a través de ella hacia otras realidades más amplias y a veces incluso hacia paraísos artificiales (como ciertas hierbas). El verde es el color de la Luna y al ser éste el astro más inquieto del zodiaco, significa que un exceso de verde nos llevará hacia la dispersión. En pequeñas dosis estimula la memoria. Es muy apropiado para el verano, ya que resulta refrescante. Para equilibrar el verde será bueno ponerse una prenda roja.

El naranja: éste es un color que está ligado a cualidades como la reflexión y el análisis de las situaciones vividas y de las que quedan por vivir. Su planeta regente es Saturno (por la parte de Acuario), que le infundirá una gran seguridad. De este modo, cuando tengamos que tomar decisiones importantes, calcémonos una prenda naranja. Este color también nos ayudará a enfocarnos sin miedo hacia el futuro, hacia lo que resulta incierto. Para combinar y encontrar el equilibrio con el naranja, podemos utilizar el dorado.

El gris: éste es el especialista en labores intelectuales, así para la realización de un examen o de cualquier prueba oral o escrita, será preceptivo colocarse una prenda gris. El planeta regente de este color es Mercurio, lo cual significa que también será muy útil en todos los procesos relacionados con la comunicación. Sirve, así mismo, para estimular la curiosidad. Para equilibrar el gris podemos utilizar una prenda de color azul.

El blanco: El blanco es la tonalidad que está relaciona con la pureza, con la elevación espiritual o con el equilibrio emocional. Esta es la razón por la cual es muy utilizado en los rituales de crecimiento personal. El colectivo de médicos y enfermeras, los investigadores y todos los que trabajan en laboratorios utilizan el blanco. Así, cuando necesitemos limpiarnos de las impurezas diarias que provienen de las malas relaciones, de los encontronazos, de la incomprensión, pongámonos una prenda de color blanco.
Tristán Llop
http://elarboldorado.com/productos/shungit-la-piedra-inteligente/

5 comentarios:

Sofía dijo...

Hoy me he levantado sin energía y me he puesto un pañuelo de color rojo y ya me siento muchas más fuerte. Gracias.

Gracia dijo...

Buen Día Tristan. Gracias ,Gracias ,Gracias...esto de probar ¡¡¡funciona¡¡¡es MAGIA, es energia, es sabiduria es conocimiento...es Amor.Jugar con los colores conociendo su poder, es maravilloso. Lo aplico cada dia y la experiencia es...uauuuuu¡¡¡¡Genial.
Fuerte abrazo de Luz arcoiris de una osa amorosa.Ah me olvidaba, los Genios de la Cábala¡¡¡¡sin palabras, todo sentido.y la shungit...MILAGROSA¡¡¡¡jajajaja.

Lorena♥Lore dijo...

hola Tristán que buen artículo has compartido con tod@s nosotr@s!!! así nos permites el ir aprendiendo cosas nuevas y llevarlas a la práctica, gracias gracias gracias que tengan un lindo día y muchas bendiciones siempre!!! lo vamos a compartir!!!

Anónimo dijo...

Tristan me estoy haciendo adipta a tu familia, creo que al final tendreis que adoptarme. Gracias pr estar y compartir tantas coss que ayudan.

Judit Rodriguez Rosa dijo...

Buenos días, Tristan
Me gusta mucho el trabajo que haces, y la verdad, es que cuando vas siguiendo estos consejos, junto con el angel del dia y el trabajo del dia, vas viendo que la cosas fluyen mucho mas.
Gracias por estar ahí, realizando esa labor tan importante.